Destacado

Los dos egos más grandes de Telecinco, Jorge Javier y Mercedes Milá se odian y lo demuestran

Thanks! Share it with your friends!

You disliked this video. Thanks for the feedback!

Agregado
809 Visualizaciones

Las aguas bajan revueltas en Telecinco este mes de diciembre. En realidad, la marejada sacude a Mediaset desde que hace semanas sus "buques insignia" de la cadena -Sálvame, Deluxe y Gran Hermano- comenzaron a hacer aguas, al ver como la audiencia les daba sorprendentemente la espalda, según recoge ESDiario hoy 19 de diciembre de 2016.

La caída, como les hemos venido contando en ESdiario, ha sido especialmente significativa en el Deluxe -la única edición de Sálvame que conduce Jorge Javier Vázquez- justo desde el primer día en el que el espacio del corazón competía en su franja horaria con Tu cara me suena de Antena 3.

Pero Sálvame diario también ha sufrido descensos en su cuota de pantalla, una caída que ha llegado incluso a amenazar su histórica hegemonía de las tardes televisivas. Algo similar ha ocurrido con las galas de Gran Hermano y su reedición en el Debate de la noche de los domingos que conduce Jordi González; en esta su nueva edición, la que hace la número 17, los números han sido todo un "diente de sierra", con picos de buenos resultados pero también con datos (como el de hace dos jueves) de mínimos históricos para el siempre rentable programa en la casa de Guadalix de la Sierra. Y es precisamente en Gran Hermano donde se abre un nuevo frente para Mediaset.

Antes de entrar en materia, hacemos un breve repaso histórico. Mercedes Milá se autodesmarcó de la presente edición de GH. Lo había hecho siguiendo el mismo esquema que siguiera en la tercera edición (en el año 2002), cuando la catalana se tomaba un descanso voluntario y cedía la batuta de la presentación a un Pepe Navarro que no terminó de convencer ni a la audiencia ni a los responsables del programa. En ese mismo año 2002, pero en octubre, Milá retomaba el programa y conducía con éxito la cuarta edición del polémico concurso.

Y así hasta esta entrega número 17, presentada por Jorge Javier Vázquez, en lo que parecía un segundo paréntesis temporal de Milá en el programa que le "pertenece". Según diversas fuentes consultadas por ESdiario, Mercedes habría pactado con Mediaset un descanso en esta edición, para regresar con energía renovada en la siguiente, la 18. Mientras tanto, y para no perder la vinculación, realizaría otro programa, con su impronta personal y de muy diferente formato, en Mediaset. De esta forma, se ponía en marcha -casi en paralelo con la puesta de largo de la última edición de Gran Hermano- un programa sobre libros de Milá en Be Mad, a la espera de retomar la próxima entrega del reality.

Pero los planes se han alterado. Hay "choque de trenes", apuntan las fuentes consultadas, porque Jorge Javier se ha "atrincherado" y, por su cuenta y riesgo, ha anunciado en varios programas de Telecinco que será el presentador de la próxima edición de Gran Hermano. La última vez lo hizo con motivo de una entrevista en el programa de María Teresa Campos, ¡Qué tiempo tan feliz! Este anuncio unilateral de Vázquez ha provocado las iras de Mercedes Milá que, según aseguran las fuentes a ESdiario, habría protestado enérgicamente por este hecho a la dirección de Mediaset. Y en Telecinco lo tienen claro: no hay nada decidido sobre el próximo Gran Hermano.

Es un nuevo capítulo de desencuentro entre las dos estrellas de la cadena. Las relaciones personales entre Merceles Milá y Jorge Javier Vázquez nunca han sido buenas y siempre por discrepancias profesionales. Ese "pique" en numerosas ocasiones ha trascendido a lo público y han sido muchos los puyazos públicos que se han dedicado ambos llegando a utilizar incluso los programas de Mediaset. Algo que disgusta en las plantas nobles de la cadena.

El último lío se produjo cuando Milá contestaba a una pregunta sobre la posibilidad de presentar Gran Hermano 18, Mercedes Milá esquivaba la cuestión diciendo que su proyecto actual es Convénzeme. Cuando le preguntaron por compaginar ambos, como hacen otros presentadores, ella respondía que en la época de Diario De "se enfadaban los jefes porque decían 'tienes que hacer solo un programa'. Quizá alguien tenga más suerte que yo...". A Jorge Javier le pitaron entonces las oídos.

La preocupación aumenta en la dirección de Mediaset y la tensión se palpa por los pasillos de la cadena de Fuencarral, tal y como aseguran fuentes de la cadena consultadas.
David Lozano

Categoría
Salsa Rosa

Deja tu comentario