Destacado

El vergonzoso bailecito de los representantes de la ONU con las narcoguerrilleras de las FARC

Thanks! Share it with your friends!

You disliked this video. Thanks for the feedback!

Agregado
671 Visualizaciones

La misión de la ONU en Colombia ha deplorado que algunos de sus miembros bailaran con guerrilleras de las FARC durante la Nochevieja 2016, como se ve en un vídeo de una zona de preagrupamiento de rebeldes antes de dejar las armas.

"Este comportamiento es inapropiado y no refleja los valores de profesionalismo e imparcialidad de la misión. La misión de la ONU en Colombia tomará las medidas que correspondan", indicó la autoridad en un comunicado.

Las imágenes fueron grabadas por la agencia Efe en un campamento de las FARC cerca del caserío Conejo, en el departamento caribeño de La Guajira, donde está situada una de las zonas transitorias de normalización en las que deberán reunirse los guerrilleros antes de dejar las armas y desmovilizarse.

En la grabación, se ve a dos representantes de la ONU, vestidos con el chaleco azul que los identifica como observadores de ese organismo, bailando con dos guerrilleras al ritmo de música vallenata, típica de esa región de Colombia.

Los integrantes del organismo son los encargados de vigilar el cumplimiento del cese al fuego y hostilidades bilateral, vigente desde agosto y sellado en el pacto que busca superar medio siglo de conflicto armado.

'Es una vergüenza'

El campamento de las FARC donde fueron grabadas las imágenes está a unos 5 kilómetros de distancia de Pondores, el lugar donde se sitúa la zona transitoria de normalización que albergará a los guerrilleros y que incluye un puesto de la Misión de Monitoreo y Verificación, mecanismo tripartito del que forman parte miembros de la ONU, del Gobierno colombiano y de la guerrilla.

La guerrilla, que según sus estimaciones cuenta con unos 5.700 combatientes, se concentra en sitios aledaños a las 26 zonas donde, en un plazo máximo de seis meses, deberán dejar las armas, bajo supervisión de Naciones Unidas, y regresar a la vida civil.

Para estas labores, la Secretaría General solicitó al Consejo de Seguridad el despliegue de 450 observadores internacionales, de los que 280 ya llegaron al país.

Estaba previsto que la totalidad de las tropas insurgentes y los milicianos de las FARC, que de acuerdo con cálculos oficiales son entre uno y tres por cada combatiente, estuvieran concentrados antes del 31 de diciembre en esos lugares. Pero la llegada de los rebeldes de la principal y más antigua guerrilla de Colombia se postergó por problemas de infraestructura.

Al comentar el vídeo publicado, la congresista María Fernanda Cabal, del opositor partido Centro Democrático, fundado por el ex presidente y senador Álvaro Uribe, manifestó que no se puede confiar en el proceso de verificación que hace la ONU.

"Es una vergüenza eso que pasó. La ONU debe demostrar que hace su papel con seriedad y no estar participando en parrandas navideñas. La ONU es una empresa burocrática internacional que no tiene sentido", se quejó Cabal a Caracol Radio.

El senador Juan Diego Gómez, del Partido Conservador, declaró a la misma emisora que el Gobierno debe poner más atención a ese tipo de denuncias porque "genera muchísima desconfianza. Es un manto de duda sobre la efectividad del proceso que se está adelantando".

Por su parte, el senador Armando Benedetti, del Partido Social de Unidad Nacional (Partido de la U), que forma parte de la coalición de Gobierno, aseguró que ese tipo de cosas no deben pasar, pero criticó al partido de oposición por utilizarlas con fines políticos.

"Tampoco la oposición debe dramatizar las cosas como lo están haciendo. Bailar y tomar (beber) no está prohibido y debemos celebrar que estén bailando y no echando bala. Creo que no podemos caer en el error de decir que por esas cosas se dañó el proceso de paz"

Categoría
Prime Time PDAmérica

Deja tu comentario